dscf1598-ipod-photo.JPG

No han sido recibidos por la alcaldesa ni por ningún delegado durante la actual legislatura, a pesar de haberlo solicitado por Registro en innumerables ocasiones.

En la tarde de ayer, una representación del PP, encabezada por la concejala Mamen Andrade y por el coordinador de la Gestora local, Federico Valle, mantuvo una reunión con los vecinos de la barriada Rubiños en la que éstos se quejaron del abandono en el que, el actual equipo de gobierno, tiene sumida a la barriada.

Acusaron a Víctor Mora, natural y vecino hasta hace poco tiempo de la misma, de haber declarado que ya había sido suficientemente mimada por el PP durante la anterior legislatura.

Será por eso, comentaron los representantes vecinales, por lo que no nos reciben en el Ayto., no nos pintan los pasos de peatones o no nos limpian los imbornales desde que entraron a gobernar.

Es muy fuerte que en una barriada como ésta, en la que todos sabemos los problemas a los que se tienen que enfrentar cuando caen sólo dos gotas, no se limpien los imbornales en los dos últimos años amparándose en supuestos tratos de favor, que además son mentira, de los gobiernos anteriores.

Si esa es la forma como piensa gobernar nuestra ciudad, desde el Partido Popular le pedimos al sr. Mora que se vaya. Porque el gobierno de un municipio es algo mucho mas serio que eso, y si se va a dedicar a castigar, cómo si se tratara de niños pequeños, a los ciudadanos que, supuestamente, no piensan cómo él, nos vuelve a demostrar una vez más cual es su verdadero talante moral, ético y democrático.

Las denuncias de los vecinos no acabaron ahí ya que los jardines están abandonados (no se han regado en todo el verano)y con las vallas rotas, los delincuentes campean a sus anchas por las calles de la barriada colándose en las casas abandonadas e incluso habiendo llegado a prender fuego a una de ellas, las calles están llenas de baches (para ellos no existen ni el plan E, ni el ZP ni ninguno) y se han producido muchos accidentes sobre todo entre las personas de mas edad, máxime teniendo en cuenta que la iluminación de las calles es cuasi tercermundista.

Se quejaron también los vecinos del estado de la “pista deportiva” y de su entorno así como del parque infantil que se supone que debería existir, pero que de hecho no existe, en la calle Fernando Romero Bustillo.

Otro de los temas por el que mostraron mayor preocupación fue por el tráfico, ya que a la falta de pintura de los pasos de peatones se une la falta de espejos y de aparcamientos en la zona, lo que hace que la circulación sea un caos en toda la barriada. De lo único que se sienten “orgullosos”, en cuanto al tráfico, es de contar en la esquina de la calle Rubiños con San Salvador con la única señal giratoria que existe en Sanlúcar ya que lo mismo es un STOP que una señal de dirección prohibida, todo depende de la voluntad del último peatón que haya pasado por allí.

Con respecto al problema de los aparcamientos comentamos con ellos la propuesta que el PP había llevado a Pleno y que, por una vez, había contado con el apoyo del resto de partidos políticos.

Otra de las “maravillas” de la barriada es la concentración de la mayoría de los contenedores de basura en la plaza, lo que hace imposible, por los olores que desprenden, que la plaza pueda ser utilizada por los vecinos como lugar de reunión.

Para terminar, desde el PP queremos volver a denunciar los dos años de abandono que viene sufriendo la barriada de Rubiños y el talante del actual equipo de gobierno que veta a determinadas barriadas según unos baremos ideológicos que ellos mismos se inventan.

Deja una Respuesta