comerciantes-plaza2-ipod-photo.JPG

EL MERCADO DE ABASTOS SE INSTALARÁ DE MANERA PROVISIONAL EN LA CALZADA DE LA DUQUESA

 

La Calzada de la Duquesa será el lugar donde se instale un mercado provisional que albergue la plaza de abastos mientras se ejecutan las obras de rehabilitación de las actuales dependencias. La decisión la comunció ayer tarde la alcaldesa, Irene García, a la junta directiva de la asociación de comerciantes de la plaza, una vez que las intensas negociaciones mantenidas en las últimas semanas con la empresa Hidalgo-La Gitana, propietaria de la bodega situada en La Calzada donde se pretendía ubicar el mercado de manera provisional, no han fructificado con éxito por condicionantes técnicos. No obstante, la alcaldesa, en nombre del equipo de Gobierno, quiere agradecer expresamente a la bodega Hidalgo-La Gitana la actitud de colaboración mostrada en todo momento para intentar alcanzar un acuerdo, así como su disposición a colaborar en el inicio de un proyecto de ciudad tan imporante como éste.

 presentacion-proyecto-mercado4-ipod-photo.jpg

La instalación provisional de la plaza en la Calzada o en sus aledaños era una petición consensuada por todos los sectores afectados, que no quieren alejarla del centro de la ciudad ni que se demore más la ejecución de un proyecto tan necesario para Sanlúcar.

Las instalaciones provisionales responderán tanto a las necesidades de los detallistas como a los de los usuarios del tradicional mercado sanluqueño, de manera que la actividad comercial se mantenga por igual mientras duran las obras. En este sentido, para su correcta organización, distribución y mantenimiento, Ayuntamiento y detalistas firmarán un convenio de colaboración. El objetivo es que el funcionamiento de ese mercado provisional apenas difiera del actual.

Decidido el lugar donde se ubicará la plaza de abastos, podrá continuar el proceso que culminará con las obras de rehabilitación del actual mercado, una vez que las previsiones de la Junta de Andalucía son las de licitar los trabajos antes de finales de año.

El proyecto de rehabilitación no pone en valor solo el mercado, sino todo su entorno. Contará con tres entradas, una por la Plaza de las Covachas, otra por la calle Trascuesta y otra por Bretones, cada una de ellas a diferente altura y recuperará parte del trazado histórico de la zona.

Contará con cafetería en la Plaza de las Covachas, nueva zona de carga y descarga y cámaras frigoríficas, y tres plantas, una para el pescado y otra para las verduras, frutas y carnes, dejando entre ambas una entreplanta para servicios administrativos y oficinas para la gestión del mercado. La tercera planta será la ubicación de la terraza mirador y restaurante, un espacio para el ocio donde se pudieran degustar los productos del propio mercado y que ampliará la atracción del turismo hacia la zona que ya ejerce el propio mercado en sí.

Deja una Respuesta