logo-color-ipod-photo.bmp

          IU Sanlúcar lamenta que la respuesta obtenida a la denuncia sobre el gasto desmesurado de 3.304 euros en un cuadro al óleo de la exalcaldesa, Irene García para inmortalizar su paso por la alcaldía de la ciudad, dada por la delegada de municipal de Presidencia y Recursos Humanos, Milagrosa Gordillo, se haya basado en mentiras, excusas y en cortinas de humos para intentar que no se hable de este verdadero despropósito que representa el susodicho cuadro.

Víctor Mora y por ende el equipo de gobierno PSOE-CIS han tenido la oportunidad, en aras a la responsabilidad y a la coherencia, de rectificar la decisión del gasto superfluo en estos momentos económicos difíciles para el consistorio, anunciando que el grupo municipal del PSOE y su socio de gobierno se hacían cargo del gasto, ingresando los 3.304 euros en la arcas municipales.

Milagrosa Gordillo, que aún no ha dado la cara para explicar por qué se ha subido el sueldo en 10.000 euros, en su respuesta manifiesta de que el cuadro fue un encargo de la Corporación Municipal en 2012, mintiendo porque el cuadro se abonó en diciembre de 2013 y la decisión fue exclusivamente del equipo de gobierno PSOE-CIS.

Milagrosa Gordillo, dice que con el actual alcalde, Víctor Mora, se aprobó una moción para sustituir los cuadros por fotos de los futuros alcaldes o alcaldesa. Olvida decir la delegada que la moción la presentó el grupo municipal de IU para que se retirase el cuadro del alcalde del PSOE, Agustín Cuevas, de nefasto recuerdo y bochorno para los sanluqueños, porque aunque se le había solicitado verbalmente en varias ocasiones, Víctor Mora, hacía caso omiso a retirarlo, hasta que no tuvo más remedio que hacerlo al presentarse la citada moción, en la que también IU introdujo en lo sucesivo poner una foto en vez de un cuadro.

Nuestra ciudad ha tenido muy mala suerte con los alcaldes del PSOE, desde Vital Gordillo, que tuvo que dimitir (las causas las conoce bien Víctor Mora), pasando por Agustín Cuevas al que tuvieron que echar por soborno y posteriormente entrara en prisión e Irene García que dio la “espantá”, anteponiendo su ambición política al honor de presidir la corporación sanluqueña, dejando como sustituto a Víctor Mora, cuya primera decisión como tal fue la de subirse el sueldo. Por tanto, ¿qué es lo que hay que homenajear en el caso de Irene García? Solo, se puede entender que, por las razones que sean, sus propios compañeros le quieren poner en el disparadero.

Por último, sacar nuevamente lo del funcionario de empleo, a modo de cortina de humo para que no se hable del cuadro, ya no cuela.

En unos momentos en que se le pide a los sanluqueños esfuerzos y sacrificios en forma de subidas de impuestos y tasa municipales y con drásticas reducciones en los servicios municipales, el equipo de gobierno PSOE-CIS que califica su gestión de austera y que propugna el ahorro, se dedica al derroche injustificado a subirse el sueldo y a la arbitrariedad en el gasto sin ningún sentido común, gobernando contra la oposición municipal en vez de a favor de los sanluqueños.

Por eso IU Sanlúcar seguirá insistiendo en que los 3.304 euros del cuadro se repongan a las arcas municipales por el PSOE y por su socio el CIS, en el caso de que Irene García se niegue a pagarlo personalmente.

Deja una Respuesta